martes, 11 de mayo de 2010

No creo en lo que se dice


No ha de ser otra cosa que lo que no pronuncias, mi verdadera estabilidad.

No soy en la frivolidad de tus palabras, vivo, extraordinariamente, el regodeo de morar en tu inconciencia.

¡Cuántos estúpidos escoptofóbicos agazapados en las sombras de sus efímeras palabras!













Escoptofobia: Miedo a ser visto o ser mirado fijamente



(Un poco de catarsis poética no viene nada mal)